martes, 28 de julio de 2009

28 de Julio - Nazario




    Considerado el padre del cómic underground español, Nazario Luque Vera (Sevilla, 1944) se traslada a Barcelona en 1971, donde conoce a Mariscal y a otros artistas. Fue fundador del colectivo contracultural El Rrollo Enmascarado, en cuya revista aparece su primera historieta. En su paso por distintas publicaciones refleja las contradicciones de la sociedad durante la transición española con personajes tan representativos como San Reprimonio o Purita. Sus cómics irreverentes y transgresores, reflejo de una Barcelona desinhibida y provocadora, le trajeron en los 70 problemas con la censura. Sus historietas del detective travesti Anarcoma son verdaderas crónicas de los bajos fondos de la ciudad. Hacia finales de los 80 empieza a pintar, escribir y hacer fotografía. Su participación en certámenes gráficos da una nueva orientación a su trabajo y le permite entrar en el circuito galerístico. Su exposición Nazario. Barcelona 1972-2002 del Palacio de la Virreina de Barcelona, constituye un destacado hito en su trayectoria.









=======================



NAZARIO TURPO CONDORI


    Un lunes 12 a las diez de la noche, el ómnibus de la empresa Lundayani Express se encontró de pronto con piedras y palos que una protesta del SUTEP había dejado regados en la carretera de Cusco a Puno. Por esquivarlos, se estrelló contra las barandas de concreto del puente Ausangate. Catorce pasajeros murieron.
A uno de ellos lo unía un lazo espiritual y ancestral con esa tierra. Como altomisayoq (sacerdote andino) de Ausangate, Nazario Turpo Condori hacía pagos a la Tierra, curaba enfermedades, se anticipaba a los fenómenos naturales. Convocaba a los Apus, los espíritus de los cerros.
Líder espiritual y continuador de una tradición legendaria –que heredó y aprendió de su padre, importante maestro–, se hizo conocido fuera de su tierra en el 2001, cuando dirigió la ceremonia de agradecimiento a la Pachamama en la toma de mando del Presidente Toledo, en Machu Picchu. Ese mismo año, se le hizo director de la Sala Quechua del Museo Indio Americano, en Washington.
Llevaba la vida que su condición le imponía, viajando constantemente, ayudando, a través de sus Apus, con tanta necesidad cotidiana que el poder de los hombres no puede (o no quiere) arreglar. Su muerte se lleva la voz que subía por los cerros, pidiendo por el pueblo. En estos convulsos tiempos, los mismos que ocasionaron su partida, ella hará falta.

APU AUSANGATE

Ya compañero. Chay Awsangatikunan hatun Awsangati llapan kashanku chay llapan... chay Peru llaqta michiq, uywamanta qulqimanta mikhuymanta, llapan runamanta riglamaq, rimaq.
Bien, mi amigo. Las [montañas] Ausangate (1), el gran Ausangate son todos... los pastores del Perú (2), [están ahí] por el ganado, el dinero, la alimentación (3) [de los peruanos] y reclaman, hablan para todo el mundo. (4)

Chaysi paykunaqa rimasqa antes timpuqa altumisapi, q’alata rimayta yachasqaku.
Cuentan pues que antes [las montañas Ausangate] hablan en las mesas de ofrenda, se expresan sobre todo.

Altumisayuq runakuna waxachisqa apu Awsangatita.
Los “maestros de la mesa de ofrendas” [los chamanes] hacían venir el apu Ausangate.

Chaypi hamusqa altumisapi, haykumusqa Awsangati “Mana nuqaqa kani Awsangatichu, Wayna Awsangati nuqaq sutiyqa” nispa willakusqa runakunaman, llapan wakcha runakunaman.
El Ausangate había venido en una mesa de ofrendas y había dicho a la gente, a toda la gente pobre: “no soy el apu Ausangate, mi nombre es Ausangate el Joven”. (5)

Chay timpus kasqa guerra, huq españolkuna hamusqa.
Era una época de guerra, los españoles habían venido.
Chaypis inkanchiskuna, llapan machulanchis awlanchiskuna guerrapi mana imata... imaynata mana defindikuyta atispa altumisata waxasqaku Awsangatita.
Nuestros Incas, todos nuestros ancestros, nuestros abuelos, como no podían defenderse en la guerra, llamaron al Ausangate por medio de una mesa de ofrenda.

Chaysi haykumuspa altumisapi rimarisqa “Ama llakikuychischu, nuqan qankunamantaqa kashani” nispa.
Entonces bajó y se puso a hablar sobre la mesa de ofrenda: “No se preocupen, yo estoy de su lado”.

Chaysi nisqa “Tal p’unchawmi chay orasta hamunqaku; yachani, nuqaqa yachashanin hamunankuta” nispa.
Dice: “Vendrán tal día a tal hora; lo sé, yo sé cuándo vendrán”.

Chaymi Awsangatiq pampanpin kashan Yanaqucha nisqa qucha, yana quchapuni.
Sobre la planicie del Ausangate, hay un lago que se llama Yanacocha [el lago negro] y es un lago verdadero lago negro.

“Anchay quchamanmi chayamunqaku, chayman waxachiychis” nispa nisqa.
“Tienen que venir cerca de este lago, atráiganlos hacia este lago” les dijo.

Ña españolkuna chayamusqa llapan... ornamentokunata armamentokunata apamuspa chayñintin. Wakakunatas apamusqaku.
Los españoles llegaron con todos... llevando sus adornos, sus armas, con todo esto. Llevan unas vacas.

Hinaspas tupasqaku chaypi inkanchiswan este... Awsangatiwan chay españolkunawan.
Entonces, ahí se encontraron nuestros Incas y eh... el Ausangate y a los españoles.

Chaysi Awsangatiqa... chayamuqtinku Awsangatimanta urayamusqa chikchilla.
El Ausangate... cuando llegaron, una granizada cae sobre ellos desde el Ausangate.

Chaypis Awsangati urayamusqa t’uxaspa chikchi ukhup... chikchiq chawpinpi Wayna Awsangati yuraq kawallupi sillasqa.
Entonces el Ausangate bajó con un ruido de trueno, en medio de la granizada, Ausangate el Joven, montando un caballo blanco.

Chaysi chay españolkunata chay Awsangati Yanaquchaman q’alata apayapusqaku t’uxaspalla.
Entonces, Ausangate arrastró a todos los españoles hacia Yanacocha, con un ruido de trueno.

Wayra, tutuka, quwa anchayllas llapanta apayapusqaku ukhuman llapan wakantinta llapanta españolkunata.
Viento, torbellinos y nubes negros conducieron a los españoles al interior [del lago] con todas sus vacas, todo.

Chaypi Awsangati, Wayna Awsangatin ganapusqa.
Es así que Ausangate, Ausangate el Joven los venció.

Chaymi sutin Wayna Awsangati “Guerra Ganarur” nisqa sutin.
Es por eso que Ausangate el Joven se llama “Vencedor de guerras” (...)

(1) Se trata efectivamente de un colectivo. El Ausangate es a la vez uno y muchos.

(2) Quiere decir que los picos que forman la cadena del Ausangate son la fuerza principal del Perú, la cual es de todos los peruanos. El Ausangate sería para el Perú lo que el pastor es para su ganado.

(3) El Ausangate se ocupa de la fecundidad del rebaño, de la prosperidad económica y de la fertilidad de las culturas de todos los peruanos.

(4) Él los defiende contra el abuso cometido por los poderosos.

(5) Apu significa “mayor, anciano” y, secundariamente, “señor”. Éste no es “el anciano”, es decir, el padre, sino su hijo o uno de sus hijos, al cual Nazario Turpo llama Wayna Ausangate, es decir, “Ausangate el Joven” o “Ausangate (el) hijo”. Se cuenta que en tiempos antiguos, en la época de los “gentiles” o suq’a, los apu eran hombres (y mujeres) poderosos. En los tiempos actuales, de los cuales hace parte la época de los Incas, los apu no aparecen más bajo forma humana.






Ver más en: TOCAY@S

2 comentarios:

Luz de Gas RadioBlog dijo...

Pero se ha muerto?

No encuentro la noticia por ningún sitio

Mayo dijo...

Hola, Juan.

Si te refieres a Nazario Luque, yo no tengo constancia que haya muerto. Tan solo hay referencias de exposiciones.

Pero, Nazario Turpo, en la revista del 19/Jul/2007 de La Ilustración Peruana " Caretas ", he tomado la información de su muerte a consecuencia(según la revista)de una ola de protestas.

Un cordial saludo.

 

©2009 Tocay@s | by TNB